Nadal el Principe de Montecarlo repite en el primer Master 1000 del año

Rafael Nadal no ha hecho historia ni se ha convertido en Leyenda en Montecarlo porque ya lo era, pero con su triunfo por 6-1 y 6-3 ante Albert Ramos en 76 minutos en la final de 2017 le ha añadido algunos nuevos capítulos. Por ejemplo, se ha convertido en el primer jugador en ganar 10 veces el mismo torneos, y nada menos que un Masters 1.000. Desde que en 2004 se impuso en el torneo polaco de Sopot van ya 14 años seguidos ganando. 50 títulos en tierra lleva ya. Más que nadie, superando al mítico Guillermo Vilas. Ahí es nada para un jugador asediado por las lesiones y al que se auguraba una carrera intensa, pero breve, en sus primeros años.

En Montecarlo ha sido, además, el único de los favoritos que ha estado a la altura. Ni Murray ni Djokovic han estado siquiera en semifinales. Rafa, tras el set cedido ante Edmund en su debut, ha mandado, porque el polémico punto ‘rearbitrado’ en semifinales ante Goffin no puede ocultar que el belga apenas consiguió ganar un juego más desde aquel momento.

En la final ante Ramos Nadal exhibió la superioridad que dan el ránking y el momento de forma: El primer set lo ganó echando mano de su calidad de ser uno de los mejores restadores del circuito ayudado por un segurísimo servicio que apenas le hizo usar en tres ocasiones el segundo. En la final dominó una ‘rebelión’ de Ramos, que ya con ‘break’ cedido le ganó un juego en blanco (4-3) y se puso 0-30. Con 3-5 salvó dos bolas de partido con su saque pero cedió el tercero con doble falta.

Inadecuado final para el gran torneo del barcelonés Ramos, que tras defender la suerte del equipo nacional de Copa Davis en Serbia ha vivido en el Monte Carlo Country Club quizá el mejor momento de su carrera, apeando sucesivamente a Murray y Cilic. Un torneo con una sola victoria, la de Nadal, pero con un doble triunfo.

Tras la final, a pie de pista, el de Manacor empezó felicitando a Ramos “por su gran semana”, animándole a conservar su gran momento y después “gracias a la vida” por “darme esta oportunidad”. Recordó que “la primera vez que estuve aquí perdí en tercera ronda ante Coria. Ya entonces me pareció el mejor torneo. Años después seguimos aquí. Gracias”.

 

Fuente: marca

Te puede interesar

Déjanos aquí tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *